Sexo: un juego de adultos

Se puede vivir el sexo de manera sublime con la misma pareja de siempre. Ph. Shutterstock

Siempre escuchamos eso de que una pareja a largo plazo es la tumba del amor, capaz de apagar hasta el último halo de pasión. Aquí ponemos fin a ese mito.

Se puede vivir el sexo de manera sublime con la misma pareja de siempre. Ph. Shutterstock

Se puede vivir el sexo de manera sublime con la misma pareja de siempre. Ph. Shutterstock

 

¿Sabían que cuanto más tiempo lleva junta una pareja, más eficiente suele ser sexualmente? Así es! Porque se conocen más, entonces saben cuáles son los botones que deben apretar para hacer estallar de deseo al otro. Ese grado de intimidad suena en principio maravilloso, pero también se corre el riesgo de caer en la monotonía si siempre siguen el mismo guión al pie de la letra. Y la repetición opaca el deseo; es así de simple. Por eso es necesario tratar de probar cosas nuevas, pero mucho cuidado; ¡no crean que por el sólo hecho de implementar lo más osado y novedoso resolverán sus problemas! Primero deben arreglar, más o menos, sus problemas de pareja. Si le tienen rabia a su marido porque arrastran reproches y resentimientos, claramente no tendrán ganas de hacerle un striptease, por ejemplo. Entonces, ¿qué puede hacer una pareja adulta que lleva mucho tiempo junta?

Reconectar con el placer

El primer paso es reconectar con nuestro propio placer. Hoy día, lo placentero es visto como algo light, como diversión, cuando en realidad el placer en lo cotidiano es esencial. De lo contrario, perdemos inspiración y nos volvemos personas grises. ¿Cuándo fue la última mañana saborearon el aroma del café recién preparado? ¿O del pan recién tostado? ¿Sienten el olor mojado de la lluvia? ¿O de la grama recién cortada? Disfrutar de los pequeños grandes placeres que nos da la vida es fundamental para mantenernos positivas y alegres. Cada vez que se encuentren sumergidas en la vorágine del día a día traten de poner en práctica este ejercicio.

LEE TAMBIÉN  ¡Todas somos Afrodita!

Lo mismo sucede con el sexo; les propongo que trasladen ese ejercicio a la cama y que prueben estar presentes con todos sus sentidos en ese hoy y ahora. Redescubran a su pareja, mírenla con nuevos ojos; sientan cómo es su mano; escuchen su respiración, sus latidos… Saboreen toda la experiencia y verán que el encuentro se vuelve mucho más sensual y la conexión es tanto más íntima. Contrario a lo que la gran mayoría cree, se puede vivir el sexo de manera sublime con la misma pareja de siempre.

Enaltecer los sentidos

Cuando el tacto, la vista, el olfato, la audición, el gusto y la imaginación (que es nuestro sexto sentido) se amplifican, se pueden vivir experiencias completamente nuevas. Además hacen que estén presentes aquí y ahora, de modo que vivan plenamente eso que les está sucediendo con su pareja. Por lo tanto, estarán mucho más focalizados en el placer, lo que fortalece tanto la relación sexual como la de pareja. Ambos se sentirán más en sintonía y más unidos.

¿Cómo hacerlo? Pues, hay montón de formas de involucrar a los sentidos en la experiencia sexual. Desde la iluminación, una linda lencería, música sexy, gemidos, palabras hot, perfumes, lubricantes y aceites con sabor, masajes eróticos… En fin, es cuestión de permitir que la imaginación vuele alto para descubrir cuáles son esas experiencias sensoriales que más les calientan, ¡y llevarlas a la práctica!

¿Cuál es tu secreto para vivir una vida sexual plena luego de muchos años en pareja?

Relacionados

¿Te animas al anilingus? El sexo oral anal es un tema bastante tabú, pero eso no significa que no sea una práctica muy placentera tanto para quien lo recibe como para quien lo da. Precauciones, tips y mejores posturas sexuale...
Cuando el debut sexual se demora Vivimos en una sociedad súper acelerada. Estamos acostumbrados a que el inicio de las relaciones sexuales se dé en la adolescencia. Sin embargo, hay una minoría que decide esperar, ¿pero qué pasa cuan...
El que espera, ¿desespera? Les propongo que en sus relaciones sexuales intenten saborear el camino, se hagan desear, jueguen e incluso aprendan a retrasar el clímax para que cuando alcancen el Gran Oooh las haga vibrar de pies ...
loading...

Send this to a friend