Las fiestas: esa irresistible tentación

Podemos tener un "permitido", pero hay que elegirlo con cuidado y no excederse. Ph Stock Photo

Estrategias para no romper la dieta

En todo plan alimentario se debe programar y pautar un permitido semanal. Este permitido es una porción controlada de algún alimento no diet que elijas junto a tu médico, sin salirte de la dieta.

Podemos tener un "permitido", pero hay que elegirlo con cuidado y no excederse. Ph Stock Photo

Podemos tener un «permitido», pero hay que elegirlo con cuidado y no excederse. Ph Stock Photo

Muchas veces elegimos fiestas y reuniones sociales para tomarnos esta licencia, aquí van algunas recomendaciones:

• No concurras a la reunión con apetito! Antes de salir de tu casa puedes ingerir abundantes líquidos bien fríos, un licuado de melón ó sandía con hielo es una excelente opción.
• Toma abundantes bebidas Light durante la comida y evita el alcohol.
• Incorpora verduras y frutas crudas ricas en fibra y agua. Utiliza frutas para variar las ensaladas: ananá, cerezas ó duraznos. Elige aderezos en sus versiones Light, así ahorrarás calorías.
• Come despacio, conversa.
• Sírvete un único plato con aquellas cosas que más deseas comer y olvídate del resto de la mesa. Trata de visualizar el total de lo que estás consumiendo para tomar conciencia de las consecuencias del día siguiente.
• Elige… pero se medida en la cantidad! Recuerda que todo permitido es una porción controlada.
• No acompañes la comida con pan ni alcohol, estarías sumando aún más calorías!
• Disfruta de la mesa y de la compañía, que la comida no ocupe el primer lugar de tu atención.
• Todo esto debería ser conversado con tu nutricionista en la consulta de seguimiento.

Send this to a friend